Menú diario

Menú para el 22 de febrero

Entrante: Ensalada de rúcula y parmesano

Ingredientes

  • 100 gramos de rúcula
  • 50 gramos de queso parmesano en lascas
  • 30 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 10 ml de vinagre balsámico
  • Sal y pimienta al gusto
  • Un puñado de nueces (opcional)

Descripción de la preparación

Lava la rúcula con cariño, como si estuvieras bañando a un cachorro, pero sin el champú. Sécala suavemente. En un bol grande, mezcla la rúcula con el aceite de oliva, el vinagre balsámico, la sal y la pimienta. Agrega las lascas de parmesano y, si te sientes aventurero, un puñado de nueces para añadir un toque crujiente. Sirve inmediatamente para mantener la frescura y evitar que la rúcula se sienta triste y abandonada.

Plato principal: Sepia a la plancha

Ingredientes

  • 4 sepias medianas limpias
  • 2 dientes de ajo
  • Perejil fresco al gusto
  • Sal y pimienta al gusto
  • 30 ml de aceite de oliva virgen extra
  • El jugo de 1 limón

Descripción de la preparación

Seca las sepias con papel absorbente y háblales suavemente para calmar sus nervios. Calienta una plancha o sartén a fuego medio-alto y unta con aceite de oliva. Cuando esté bien caliente, coloca las sepias y cocínalas por cada lado unos 2-3 minutos o hasta que estén doradas y tiernas, pero no demasiado, no queremos que se conviertan en suelas de zapato. Mientras se cocinan, mezcla en un bol el ajo picado, el perejil, el jugo de limón, sal y pimienta. Al terminar, vierte esta mezcla sobre las sepias. Sirve acompañado de risas y buen vino.

Postre: Bizcocho casero

Ingredientes

  • 3 huevos
  • 200 gramos de azúcar
  • 1 yogur natural
  • 100 ml de aceite de oliva suave
  • 250 gramos de harina de repostería
  • 1 sobre de levadura química
  • La ralladura de 1 limón
  • Una pizca de sal

Descripción de la preparación

En un bol grande, bate los huevos con el azúcar hasta que la mezcla blanquee y doble su tamaño, como tu ego después de recibir un cumplido. Añade el yogur y el aceite de oliva, y mezcla suavemente. Incorpora la harina, la levadura, la ralladura de limón y la sal, y bate hasta obtener una masa homogénea y sin grumos, similar a la consistencia de tus promesas de año nuevo. Vierte la mezcla en un molde previamente engrasado y hornea a 180°C durante unos 35-40 minutos. Comprueba que está hecho insertando un palillo en el centro; si sale limpio, es hora de sacarlo del horno y presumir de tus habilidades reposteras.