6.6 C
Granada
lunes, 4 marzo 2024

Afrodisias, ruinas romanas para los muy viajeros

Ocio y culturaAfrodisias, ruinas romanas para los muy viajeros

En España tenemos un montón de monumentos romanos muy visitables. Si no te apetece moverte mucho, en el mismo centro de Málaga o de Segovia tienes su teatro romano o un acueducto impresionante. Si quiere viajar un poquito más, te puedes acercar hasta Emérita Augusta, la actual Mérida, y moverte por unas ruinas un poquito más amplias. Por supuesto si quieres ver los restos del Imperio Romano en todo su esplendor tienes que ir a Roma. Pero si lo tuyo es él café para los muy cafeteros en esto del Imperio Romano, uno de los destinos a los que tienes que viajar es a Afrodisia.

Afrodisias está en el suroeste de Turquía, lejos de todas las rutas turísticas y allí podrás sentarte en un teatro de dos mil años de antigüedad pero no podrás decir que esta infectado de la vulgaridad que aporta el turismo masivo. Podrás hacerte fotos para tu Instagram en medio de un circo romano semivacío, posiblemente el mejor conservado del mundo. Sobre todo, quedarás como un viajero experto porque cuando alguien te hable de su viaje a Roma y de cómo echó una moneda en la Fontana de Trevi, todos podrán asentir con la cabeza pero cuando tú cuentes tu viaje a Afrodisías nadie tendrá ni la más remota idea del lugar que les estás relatando, igual que hacían los viajeros románticos del siglo XIX.

Afrodisias, una ciudad antigua de gran importancia cultural y arqueológica, se encuentra en el  valle del río Meandro. Este sitio, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, ofrece a sus visitantes un viaje en el tiempo, llevándolos a la época del esplendor romano y griego. La historia de Afrodisias es rica y variada, revelando capas de civilizaciones y culturas que se han superpuesto a lo largo de los siglos.

La ciudad debe su nombre a Afrodita, la diosa griega del amor y la belleza, a quien se dedicó un templo impresionante que se convirtió en el centro de la ciudad. Este templo no solo era un lugar de culto, sino también un centro de actividad política, económica y social. La influencia de Afrodita en la ciudad era tan significativa que incluso su moneda llevaba la imagen de la diosa.

Un poco de Historia

La fundación de Afrodisias se remonta al siglo II a.C., aunque hay evidencias de asentamientos más antiguos en la zona. Durante el período helenístico, la ciudad comenzó a adquirir importancia debido a su ubicación estratégica y a la calidad de su mármol, muy apreciado para la escultura y la arquitectura. El mármol de Afrodisias era conocido por su fina textura y su capacidad para reflejar la luz, lo que lo hacía ideal para detallados trabajos escultóricos.

Con la llegada de los romanos, Afrodisias alcanzó su apogeo. Se benefició enormemente de su lealtad a Roma, especialmente durante el reinado del emperador Augusto. Durante este período, la ciudad experimentó un importante desarrollo urbano, con la construcción de edificios públicos, templos, teatros y baños. Estas estructuras no solo reflejaban la riqueza y el estatus de Afrodisias, sino que también eran un testimonio de la habilidad de sus artesanos y arquitectos.

El Estadio de Afrodisias es uno de los ejemplos más impresionantes de la arquitectura de la época. Con una capacidad para 30,000 espectadores, es uno de los estadios mejor conservados de la antigüedad. Aquí se celebraban no solo eventos deportivos, sino también competiciones de poesía y música, demostrando la importancia de las artes y la cultura en la vida cotidiana de la ciudad.

El teatro, otro punto focal de Afrodisias, fue una maravilla arquitectónica que podía albergar hasta 7,000 personas. Este teatro no solo servía para representaciones dramáticas, sino que también era un lugar para reuniones políticas y discursos públicos, desempeñando un papel crucial en la vida social y política de la ciudad.

Sin embargo, el mayor legado de Afrodisias es, sin duda, su escuela de escultura. La Escuela de Escultura de Afrodisias fue famosa en todo el mundo antiguo por la calidad y el estilo distintivo de sus obras. Los escultores de Afrodisias trabajaron no solo para su ciudad, sino que sus obras se exportaban a todo el Mediterráneo. Sus esculturas se caracterizaban por su realismo, delicadeza y un enfoque único en la representación de tejidos y detalles.

Con la llegada del cristianismo, la ciudad experimentó importantes cambios. El templo de Afrodita fue convertido en una basílica cristiana, y muchos de los edificios paganos fueron reutilizados o destruidos. A pesar de estos cambios, Afrodisias continuó siendo un importante centro urbano hasta el período bizantino.

El declive de Afrodisias comenzó en la Edad Media, debido a una combinación de factores, incluyendo las invasiones, los terremotos y el cambio de las rutas comerciales. La ciudad fue finalmente abandonada, y sus ruinas quedaron olvidadas durante siglos, hasta que las excavaciones arqueológicas del siglo XX revelaron su antigua grandeza.

Hoy en día, Afrodisias es un testimonio vivo de la rica historia y el patrimonio cultural de la región. Las ruinas de la ciudad ofrecen una ventana única al pasado, mostrando la grandeza de la arquitectura romana y la habilidad de los antiguos escultores.

Cómo organizar la visita

Afrodisias se encuentra aislada en el valle del río Meandro, lejos de las rutas turísticas más transitadas, lo que añade un encanto único a su visita. La manera más común de llegar es volar a uno de los aeropuertos cercanos y luego viajar por carretera.

1. Aeropuertos cercanos: Los aeropuertos más cercanos son el Aeropuerto de Denizli-Çardak y el Aeropuerto de Izmir. Denizli está más cerca, a unas dos horas en coche, mientras que Izmir está aproximadamente a tres horas.

2. Viaje por carretera: Desde estos aeropuertos, puedes alquilar un coche o tomar un autobús local hacia Afrodisias. La señalización es clara, pero es recomendable tener un GPS o un mapa actualizado. El último tramo del viaje te lleva a través de pintorescos paisajes rurales. Desde Estambul son seiscientos kilómetros de carreteras reguleras y llenas de conductores turcos ¡sólo para viajeros experimentados!

3. Tours Organizados: Otra opción es unirse a un tour organizado desde ciudades como Izmir, Antalya o Estambul. Estos tours suelen incluir transporte, guía y, a veces, alojamiento pero no hay rutas en español.

El mejor momento para visitar a Afrodisias es en la primavera porque el Valle del Meandro tiene un clima continental bastante severo, lo que significa que los veranos son abrasadores y los inviernos son duros y fríos. Si todavía quieres coincidir con menos turistas, organiza la visita en otoño aunque te expones a que te caiga una de las frecuentes de las tormentas frecuentes en esa época.

Los consejos de siempre

1. Vestimenta adecuada: Lleva ropa cómoda y adecuada para el clima. En verano, usa ropa ligera, sombrero, gafas de sol y protector solar. En invierno, no olvides un abrigo y calzado resistente al agua.

2. Calzado cómodo: Dado que hay mucho que explorar a pie, el calzado cómodo es esencial. Se recomiendan zapatillas de deporte o botas de senderismo.

3. Agua y comida: No hay muchas opciones de comida y bebida en el sitio, por lo que es aconsejable llevar agua y snacks. En los alrededores, se pueden encontrar restaurantes locales que ofrecen delicias turcas.

4. Cámara y prismáticos: Para los entusiastas de la fotografía, Afrodisias es un paraíso. No olvides tu cámara y considera llevar binoculares para una vista detallada de las estructuras y paisajes lejanos.

5. Guía turística o app: Llevar una guía impresa o descargar una app sobre Afrodisias enriquecerá tu experiencia, proporcionando información histórica y cultural sobre los distintos sitios.

6. Respeto por el patrimonio: Es crucial respetar las normas del sitio. No toques ni dañes las antigüedades y sigue las rutas establecidas.

7. Planificación de la ruta: Dado que Afrodisias es extenso, planificar tu ruta de antemano te ayudará a aprovechar al máximo tu tiempo. Decide qué áreas son de mayor interés para ti.

8. Alojamiento: Si planeas quedarte en la zona, considera alojarte en ciudades cercanas como Denizli o Karacasu, donde hay varias opciones de alojamiento.

El teatro de Afrodisias

El teatro de Afrodisias, situado en el suroeste de Turquía, es una de las estructuras más impresionantes y mejor conservadas del antiguo mundo greco-romano.

La construcción del teatro de Afrodisias comenzó en el siglo II a.C., un periodo en el que la ciudad de Afrodisias estaba alcanzando su apogeo cultural y económico. Este teatro fue construido para servir como centro de entretenimiento, de reuniones políticas y de festivales religiosos, desempeñando un papel vital en la vida social y cultural de la ciudad.

Durante el periodo helenístico, Afrodisias se convirtió en un importante centro cultural y artístico, y el teatro fue uno de sus principales escenarios. Inicialmente, el teatro tenía una estructura más modesta y era principalmente un lugar para espectáculos y representaciones dramáticas.

Con la llegada del dominio romano, el teatro fue extensamente remodelado y ampliado. Esta renovación coincidió con el periodo en el que Afrodisias se benefició de su estrecha relación con Roma, especialmente durante el reinado del emperador Augusto. El teatro se adaptó para acomodar juegos y espectáculos más grandiosos, acorde con el gusto y las exigencias de la época.

Después de la caída del Imperio Romano, el teatro, como muchas otras estructuras de Afrodisias, cayó en desuso y fue parcialmente destruido por terremotos y saqueos. El teatro fue redescubierto en las excavaciones arqueológicas del siglo XX y fue restaurado parcialmente, revelando su antigua gloria y significado.

Teatro de Afrodisias
Teatro de Afrodisias

El teatro está construido en la ladera de una colina, una práctica común en la arquitectura teatral griega, que aprovechaba la pendiente natural del terreno para la gradación de asientos. Esta disposición proporcionaba una excelente acústica, una característica esencial para las representaciones dramáticas y musicales.

La cavea y la orquesta

La cavea, o área de asientos, del Teatro de Afrodisias, es semicircular y estaba dividida en varias secciones para acomodar a diferentes grupos de espectadores. La orquesta, ubicada al frente de la cavea, era el espacio central donde se llevaban a cabo las actuaciones. En la época romana, esta área fue adaptada para albergar combates de gladiadores y espectáculos acuáticos.

Escenario y fondo

El escenario del teatro era una estructura elevada, ubicada frente a la orquesta. Detrás del escenario, se encontraba una impresionante fachada o scaenae frons, decorada con columnas, estatuas y relieves. Esta fachada no solo servía como telón de fondo para las representaciones, sino que también era un elemento arquitectónico destacado del teatro.

Innovaciones y adaptaciones

Durante el periodo romano, se introdujeron varias innovaciones en el teatro. Una de ellas fue la adición de un velarium, una gran lona que se extendía sobre la cavea para proteger a los espectadores del sol y la lluvia. También se realizaron modificaciones en la orquesta para permitir la realización de naumaquias o batallas navales simuladas.

El estadio de Afrodisias

El estadio de Afrodisias es posiblemente el mejor conservado de todo el imperio romano y eso tiene una sencilla explicación. La mayoría de los circos se construyeron en ciudades que, pese a su decadencia tras la caída del Imperio, siguieron estando habitadas durante siglos y los habitantes de esas ciudades aprovecharon de forma descontrolada todos los bloques de piedra que formaban los graderíos de los estadios para construir sus nuevas viviendas e incluso templos y edificios públicos por que eran muy fáciles de desmontar. No es lo mismo llevarse la piedra de un arco o de un techo que te puede caer encima que sacarla de un graderío. Cómo Afrodisias fue abandonada tras la decadencia del Imperio Romano, no hubo nadie que utilizase la piedra del estadio para nuevas construcciones y por eso se ha conservado casi intacto.

Diseño y capacidad

El estadio, construido en el siglo I d.C., presenta una forma rectangular alargada con extremos semicirculares, una característica distintiva de los estadios griegos y romanos. Esta forma permitía un uso eficiente del espacio y una visibilidad óptima para los espectadores.

Con una longitud de aproximadamente 270 metros y una anchura de 59 metros, el Estadio de Afrodisias era uno de los más grandes de su época. Se estima que podía albergar entre 30,000 y 40,000 espectadores, lo que demuestra la importancia del deporte y los eventos sociales en la ciudad.

El estadio fue construido principalmente de mármol local, conocido por su calidad y belleza. Este material no solo proporcionaba durabilidad y resistencia, sino que también confería al estadio un aspecto imponente y elegante.

Estadio de Afrodisias
Estadio de Afrodisias

Actividades deportivas

El Estadio de Afrodisias era un centro de actividades deportivas pero también un punto de encuentro social, desempeñando un papel crucial en la vida comunitaria de la ciudad.

Las actividades deportivas eran una parte integral de la cultura greco-romana, y el estadio era el lugar principal para dichos eventos. Aquí se celebraban competiciones atléticas, que incluían carreras de velocidad, lanzamiento de disco y jabalina, lucha y boxeo. Estos eventos no solo eran competiciones físicas, sino también manifestaciones de honor, prestigio y excelencia.

Además de las competencias deportivas, el estadio también albergaba eventos sociales y culturales importantes. Festivales, ceremonias religiosas y celebraciones públicas se llevaban a cabo en este espacio, reuniendo a la comunidad en eventos que reforzaban la identidad y los valores colectivos.

Afrodisias, debido a su estatus y la fama de su estadio, era una sede importante para los Juegos Panhelénicos, que eran competencias atléticas y artísticas similares a los Juegos Olímpicos. Estos eventos atraían a competidores y espectadores de toda la región, aumentando el prestigio de la ciudad.

Curiosidades históricas

El Estadio de Afrodisias posee varias características y anécdotas históricas que lo hacen particularmente interesante. A diferencia de muchos otros estadios de la antigüedad, el Estadio de Afrodisias tiene extremos semicirculares completos, lo que es relativamente raro. Esta característica proporcionaba una mejor visibilidad y acústica, además de una estética única.

En algunos periodos, el estadio también se utilizó con fines militares. Durante las invasiones o tiempos de inestabilidad, podía servir como un lugar de reunión o incluso como un refugio temporal para la población local.

El Templo de Afrodita

El Templo de Afrodita en Afrodisias, es uno de los monumentos más significativos y encantadores de la antigüedad. Este templo, dedicado a Afrodita, la diosa del amor y la belleza en la mitología griega, no solo es un ejemplo destacado de la arquitectura religiosa antigua, sino también un centro de importancia cultural y religiosa.

El Templo de Afrodita se erige como un símbolo de la profunda devoción y el respeto que los antiguos habitantes de Afrodisias tenían hacia la diosa. La construcción original del templo data del siglo III a.C., aunque el sitio probablemente ya era un lugar de culto mucho antes. Inicialmente, el templo presentaba un estilo típicamente helenístico, con una estructura de peristilo y una cella. A lo largo de los siglos, el templo sufrió varias modificaciones que reflejaban los cambios en la arquitectura religiosa y las influencias de diferentes culturas.

Durante el periodo romano, especialmente en el siglo I d.C., el templo fue ampliado y embellecido. Se añadieron nuevas estructuras, como un pronaos y un altar exterior, y se realizaron mejoras en su decoración y diseño. Estas modificaciones no solo reflejaron el cambio en el gusto arquitectónico, sino también la importancia creciente de la ciudad de Afrodisias en el mundo romano.

En el período bizantino, con la adopción del cristianismo como religión del estado, el Templo de Afrodita experimentó una transformación significativa: fue convertido en una basílica cristiana. Esta conversión es un testimonio del cambio religioso y cultural que se estaba produciendo en la región.

Templo de Afrodita
Templo de Afrodita

Afrodita, conocida por los romanos como Venus, era una de las deidades más veneradas en el mundo greco-romano. Su templo no solo era un lugar de culto, sino también un símbolo de la riqueza, el estatus y la identidad cultural de Afrodisias.

Esculturas y relieves

Entre los hallazgos más impresionantes se encuentran las esculturas y relieves que adornaban el templo. Estas obras de arte, que representan escenas mitológicas y figuras religiosas, destacan por su exquisitez y su detalle. Muchas de estas esculturas se encuentran ahora en el Museo de Afrodisias, ofreciendo una visión invaluable de las habilidades artísticas de los antiguos escultores.

Inscripciones y textos

Las inscripciones encontradas en y alrededor del templo proporcionan información importante sobre la historia del sitio, las prácticas religiosas y los individuos que visitaron o contribuyeron al templo a lo largo de los siglos.

Objetos de culto

Se han descubierto varios objetos relacionados con el culto a Afrodita, incluyendo altares, ofrendas votivas y utensilios ceremoniales. Estos objetos no solo son de gran valor arqueológico, sino que también ayudan a comprender mejor las prácticas y creencias religiosas de la época. Algunos de estos objetos se pueden ver en el Museo, del que te hablo más adelante.

El Ágora y el Bouleuterion de Afrodisias

El Ágora y el Bouleuterion de Afrodisias, son dos de los componentes más significativos de esta antigua ciudad greco-romana. Estas estructuras no solo son testimonios de la compleja arquitectura de la época, sino también de la vida política y social de Afrodisias. El Ágora y el Bouleuterion eran el corazón de la vida pública y política de Afrodisias, sirviendo como lugares de reunión, debate y toma de decisiones.

El Ágora, la plaza principal de la ciudad, era el centro de la actividad comercial, política y social. En la antigua Grecia y Roma, el Ágora era el lugar donde los ciudadanos se reunían para discutir asuntos públicos, realizar transacciones comerciales y participar en actividades sociales. Era un espacio vital para el intercambio de ideas y el debate democrático.

El Ágora de Afrodisias era un amplio espacio abierto, rodeado por columnas y pórticos que proporcionaban sombra y refugio. Estos pórticos eran lugares de encuentro y también albergaban tiendas y talleres. El diseño del Ágora facilitaba el flujo de personas y actividades, y su construcción era robusta y estética.

Ágora de Afrodisias
Ágora de Afrodisias

El Bouleuterion, también conocido como la cámara del consejo o la asamblea, era el lugar donde se reunía el consejo de la ciudad (Boulé) para discutir y decidir sobre asuntos políticos y legislativos. Este edificio era un símbolo de la estructura política y administrativa de la ciudad y jugaba un papel crucial en la gobernanza y la toma de decisiones.

El Bouleuterion era un edificio más pequeño y cerrado, diseñado específicamente para reuniones y discusiones. Tenía una forma semicircular o rectangular con filas de asientos escalonados, similar a un pequeño teatro. Este diseño permitía una buena acústica y visibilidad para todos los asistentes.

Ambas estructuras estaban ricamente decoradas, con esculturas, relieves y elementos arquitectónicos que demostraban la riqueza y el refinamiento de la ciudad. Las columnas y frisos del Ágora, así como los asientos y la fachada del Bouleuterion, estaban elaboradamente tallados y a menudo adornados con inscripciones y obras de arte.

Uno de las hallazgos más valiosos son las inscripciones y documentos grabados en piedra que se encontraron en el Bouleuterion. Estos textos ofrecen información sobre las leyes, decisiones políticas y eventos históricos de la ciudad y son una fuente inestimable de información histórica.

Las esculturas y relieves descubiertos en el Ágora y el Bouleuterion son ejemplos del arte y la artesanía de la época. Estas obras representan figuras mitológicas, escenas de la vida cotidiana y retratos de figuras políticas importantes, reflejando tanto la cultura como la historia de Afrodisias.

Las Termas de Adriano

Las Termas de Adriano en Afrodisias son una de las estructuras más intrigantes y significativas de este sitio arqueológico. Estas termas, nombradas en honor al emperador romano Adriano, no solo reflejan la sofisticación arquitectónica de la época, sino también el estilo de vida y las prácticas sociales de la antigua Afrodisias. Las Termas de Adriano son un excelente ejemplo de las termas romanas, que eran complejos de baños públicos ampliamente utilizados en el Imperio Romano.

El diseño de las Termas de Adriano es típico de las grandes termas imperiales romanas. El complejo incluía varias habitaciones con diferentes funciones y temperaturas, como el frigidarium (sala de baño frío), el tepidarium (sala de baño templado) y el caldarium (sala de baño caliente). Además, había espacios dedicados al ejercicio físico, al descanso y a la socialización.

Termas de Adriano
Termas de Adriano

Las termas estaban construidas principalmente de mármol y piedra, y contaban con ricos mosaicos, esculturas y columnas. Los pisos y las paredes a menudo estaban adornados con intrincados mosaicos que representaban escenas mitológicas, animales y patrones geométricos. Las bóvedas y techos de algunas salas solían estar decorados con frescos y diseños artísticos.

Uno de los aspectos más notables de las Termas de Adriano era su avanzado sistema de calefacción, conocido como hypocausto. Este sistema permitía calentar el aire bajo el suelo y las paredes de las salas, creando una distribución uniforme del calor en todo el complejo.

El Museo de Afrodisias

El Museo de Afrodisias es una parada esencial para comprender la rica historia y el patrimonio cultural de este importante sitio arqueológico. La entrada para visitar la ciudad también incluye la visita al museo.

El Museo de Afrodisias alberga una impresionante colección de artefactos descubiertos durante las excavaciones en el sitio de Afrodisias. Estas colecciones ofrecen una visión profunda de la vida, la cultura y el arte de la antigua ciudad.

Una de las colecciones más destacadas del museo es la de esculturas de mármol. Afrodisias era famosa por su escuela de escultura, y el museo alberga una extensa colección de estatuas, relieves y bustos que datan del período helenístico hasta el bizantino. Estas obras muestran un alto grado de habilidad y arte, y son fundamentales para entender la importancia de la ciudad como un centro de arte y cultura.

El museo también cuenta con una impresionante colección de relieves y frisos que originalmente decoraban templos, edificios públicos y tumbas. Estas piezas proporcionan información sobre las creencias religiosas, mitológicas y culturales de la época.

Otra colección notable incluye monedas y joyería, que ofrecen una visión de la economía, el comercio y las prácticas de moda en Afrodisias. Las monedas, en particular, son importantes para comprender la historia política y económica de la región.

Museo de Afrodisias
Museo de Afrodisias

Dentro de las extensas colecciones del Museo de Afrodisias, hay varias piezas que destacan por su singularidad e importancia histórica.

La estatua de Afrodita

La estatua de Afrodita, la diosa patrona de la ciudad, es quizás una de las piezas más emblemáticas del museo. Esta estatua refleja la destreza artística de los escultores de Afrodisias y la importancia de la diosa en la ciudad.

El friso del Sebasteion

Otro punto destacado es el friso del Sebasteion, un complejo de templos dedicado al culto del emperador romano y a la diosa Afrodita. Los relieves del friso representan escenas de la mitología griega y romana y son un testimonio excepcional de la escultura del período.

Busto de Marco Aurelio

El busto del emperador romano Marco Aurelio es otra obra destacada. Esta pieza, notable por su realismo y expresividad, es un ejemplo del arte retratista romano y su influencia en la escuela de escultura de Afrodisias.

Museo de Afrodisias
Museo de Afrodisias

Últimos posts

Artículo anterior
Artículo siguiente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Artículos más vistos

Horóscopo diario
Menú diario