6.6 C
Granada
lunes, 4 marzo 2024

¿Cesará el Barcelona a Xavi?

Deportes¿Cesará el Barcelona a Xavi?

La final de la Supercopa de España 2024 que se jugó ayer en Arabia Saudí fue una exhibición del Real Madrid que ganó por aplastamiento al Barcelona.

El Real Madrid fue superior en sus individualidades y como conjunto. En cuanto a sus individualidades, basta con ver el caché de unos y otros jugadores para comprobar que los madridistas son casi todos titulares en sus selecciones nacionales y han llegado al equipo blanco después de sonoros fichajes tras lo cual han tenido que ganarse el puesto entre otros jugadores igual de buenos, mientras que en el Barcelona hay muchos descartes y jugadores que han llegado gratis porque ni han sido renovados por sus equipos y muy pocos de ellos son titulares en sus selecciones. Eso tiene que ver con el presupuesto del equipo y la desastrosa situación económica que tiene ahora mismo el club catalán, como casi todo lo relacionado con aquella autonomía.

En cuanto al juego colectivo la responsabilidad es del entrenador y aquí es donde Xavi Hernández ha quedado muy señalado por la del contundencia de la derrota.

¿Es Xavi buen entrenador?

La respuesta corta es no. Te lo explico a continuación.

Xavi forma parte de una generación de futbolistas que dio al Barcelona sus mayores días de gloria arropando a Lionel Messi y que crearon un modelo de fútbol que trasladaron también a la selección española hasta hacerla campeona del mundo pero de eso hace ya catorce años y el fútbol sigue evolucionando. La idea de fútbol de Xavi sigue inspirándose en aquel tiki taka que nos dio el mundial de Sudáfrica pero que exigía jugadores rapidísimos y con una calidad técnica sobresaliente, de los cuales ahora no tienen ninguno el Barcelona.

En segundo lugar Xavi no es buen técnico porque no sabe exprimir a su plantilla y anda vagando entre alineaciones extravagantes que tratan de forzar a los jugadores conforme a la idea de juego que tiene el técnico, en vez de adaptar el esquema de juego para obtener lo mejor de cada jugador en la posición en la que su rendimiento sea óptimo. Esto lo vimos ayer perfectamente en el planteamiento de la final, en la que pretendía tener un centro de campo que dominase el balón tras recuperaciones rápidas; pero con el equipo que tiene ni puede hacer una presión asfixiante ni, en caso de recuperar el balón, tiene jugadores capaces de ser incisivos para mantener el juego cerca del área rival. Además, tratándose del Real Madrid, jugar con una defensa adelantada casi hasta el medio campo es peligroso, como se puso de manifiesto en las múltiples ocasiones que tuvo el Real Madrid de dejar absolutamente sentenciada la eliminatoria en la primera media hora de juego.

Otro aspecto en el que Xavi ha demostrado que no es un buen entrenador es en su torpeza a la hora de leer los partidos. Si nos fijamos en el encuentro de ayer, Araujo que es su mejor defensa, se desplazó desde su posición natural en el centro de la defensa hasta el lateral derecho para frenar las supuestas embestidas de Vinicius por esa banda pero a los tres minutos de empezar el partido ya se veía que el brasileño ha dejado de ser un extremo puro para dejarse caer con más frecuencia hacia el centro del ataque y el Barcelona perdió a su mejor defensor en una zona en la que sólo de vez en cuando llegaba algún jugador madridista y acabó desquiciado entre la defensa de su posición y su afán por defender al peligrosísimo atacante brasileño, lo cual le acabó costando la expulsión.

Y finalmente Xavi no es un buen entrenador porque está poseído por el relato barcelonista y en su cabeza el Fútbol Club Barcelona es infinitamente superior a todos los clubes del mundo, ya se sabe que ellos son mes que un club, y esa falta de modestia le impide aclimatarse a las circunstancias actuales del equipo, que no son para tirar cohetes. En el descanso del partido, cuando el Real Madrid amenazaba con golear escandalosamente, Xavi no abroncó a ningún jugador ni hizo cambios radicales o amenazó con hacerlos porque en su fuero interno está convencido de que, como son el Barcelona y son catalanes, la victoria llegará por emanación natural. (Aquí podría colocar una mordaz frase sobre Negreira pero esta vez me voy a callar).

¿Lo despedirán antes de que acabe la temporada?

Mi apuesta esta vez es que no, porque cesarlo antes de que acabe la temporada significaría que el Barcelona tendría que desmentirse a sí mismo y admitir que todos estos años ha sobrevivido sobre una idea que al final ha resultado ser falsa. Xavi es una institución de demasiado peso en el Barcelona como para que alguien se atreva a levantarle la voz. La única circunstancia que podría hacer que no terminase la campaña como entrenador sería que a falta de seis u ocho jornadas el Barcelona estuviese fuera de los puestos que dan acceso a la Champions League (lo cual, visto lo visto, tampoco parece imposible).

Tampoco hay que obviar que las arcas del Barcelona están absolutamente vacías y cesar a un técnico a media campaña para contratar a otro supone un desembolso que ahora mismo el club no se puede permitir. Echarlo costaría cerca de 40 millones de euros y sólo se plantearía en caso de catástrofe extrema; en el Barça no hay dinero y no se pueden hacer milagros para conseguir esta millonada.

Así que mi opinión es que el Barcelona no cesará a Xavi: va a terminar la temporada como entrenador del Barcelona aunque ya no tengo tan claro que vaya a seguir el año que viene.

Se admiten apuestas.

Últimos posts

Artículo anterior
Artículo siguiente

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Artículos más vistos

Horóscopo diario
Menú diario